Apuesta en ti mismo

Create from blank (copy) (copy) (copy)-6..png

Al principio te criticarán... Te juzgarán... Dirán que necesitas más equilibrio... Dirán que es demasiado arriesgado... Dirán que no se puede hacer... Dirán que no puedes ver claramente.

Pero ellos no pueden ver tu visión. No conocen tu corazón... Nunca entenderán cuánto significa para ti. Trabaja duro y mantente enfocado. Mantente enfocado en tu misión. Cree en ti mismo y hazlo con integridad. Al final, te preguntarán cómo lo hiciste... y cuando lo hagan, podrás guiarlos a un nivel superior.

Tú serás el ejemplo. El ejemplo de la perseverancia, el ejemplo de creer en ti mismo. El ejemplo de nunca perder de vista tu visión. El ejemplo de bloquear todo el ruido y permanecer dedicado a tu sueño, a tu propósito.

Siempre sentí que necesitaba que otras personas creyeran en mí... ¡Pero no fue hasta que COMENZABA A CREER EN MÍ que comencé a ir para adelante!

Ahora sé que no necesito que los demás hagan nada ni logren nada en mi vida. Es fantástico tener apoyo, pero es mejor tener fe en ti mismo. Es genial tener apoyo, pero es mejor tener fuerza mental.

Estoy listo para cualquier pelea, cualquier desafío que la vida me depare, y siempre me respaldaré. Si no crees en ti... ¿Quién va a hacerlo? Si no lo respaldas... ¿Quién lo hará? Y si no crees que va a funcionar... ¿adivina qué? Nadie lo hará.

Si tienes incluso una pizca de duda en tu mente... Te impedirá alcanzar tus metas... Te retendrá de tu verdadero potencial... Te impedirá dar TODO... Y por eso nunca lo harás. Puedes desarrollar esa creencia... La desarrollas al HACER. Al tomar acción.

Sí, fallarás. Pero cada vez que vuelves a subir... das otro paso adelante, y ese paso que das es un paso más de CREENCIA.

Sigue subiendo y creciendo esa creencia hasta que llegues al lugar donde no hay dudas.

Solo tú sabes qué tan lejos llegarás en la vida, porque solo tú sabes cuánto estás dispuesto a renunciar para reclamar los premios que la vida tiene para ofrecerte. La vida tiene esos premios esperándote. Tú puedes ser el campeón de tu propia vida. ¡GANARÁS EN LA VIDA cuando te respaldes!

Si no estás dispuesto a respaldarte, nadie lo hará. CREE QUE ERES CAPAZ... porque adivina qué? ¡ERES CAPAZ! Eres más que capaz... solo necesitas retroceder y tomar medidas consistentes. Encuentra esa chispa que necesitas y conviértela en una LLAMA... ¡convierte la llama en un INFIERNO y deja que esa INFIERNNO te lleve a la GRANDEZA!

Escucha, algunas personas exitosas no son tan inteligentes. Simplemente creen en sí mismos, se respaldan a sí mismos y están DISPUESTOS A TRABAJAR por lo que quieren. No necesitas el grado universitario elegante. No necesitas a los padres adinerados. NECESITAS CREENCIA.

Puede compensar la falta de educación con CREENCIA y TRABAJO DURO. ¡Todo encajará en su lugar! CONFÍA EN QUE LO HARSs. ¡CONFÍA EN TI MISMO y ... LO HARÁS!

La vida tiene esos premios esperándote. Tú puedes ser el campeón de tu propia vida. ¡GANARÁS EN LA VIDA cuando te respaldes! Cuando APUESTAS POR TI MISMO.

Juan JaramilloComentario